San Miguel Arcángel pesando las almas en el Juicio Final

viernes, 29 de junio de 2018

La magia satánica de la saga de Harry Potter

harry-potter-y-las-reliquias-de-la-muerte

10 diciembre 2010 Filed under General, Sociedad Posted by SyM

La película de Harry Potter; “Las reliquias de la muerte es calificada por Radio Vaticano  como un film “tenebroso y pesimista”.  Los tres intérpretes se localizan solos y aterrorizados para hacer frente a los adversarios. Además reprocha “el aislamiento, la frustración y la falta de metas” en esta última entrega de J. K. Rowling.

El botín de la saga de Harry Potter conduce a la elucubración; cerca de 500 millones de ejemplares lanzados en  70 idiomas, convirtieron a la extraña J. K. Rowling en una de las mujeres más opulentas de Gran Bretaña,  sufrió una difícil depresión médica y pensó en el suicidio. Su paranoica enfermedad le suscitó el arquetipo de los Dementores, los cuerpos sin alma, que se exhiben en todas las entregas de Harry Potter.

El presidente de la Asociación Internacional de Exorcistas, Gabriele Amorth, asevera que: “Detrás de la fiebre de Harry Potter se esconde la firma del rey de la oscuridad. Los libros contienen demasiadas referencias positivas a la magia y ésta siempre es un arte satánico”. “Realizan una falsa distinción entre magia blanca y magia negra, cuando esta distinción no existe, porque la magia siempre es demoníaca”.

Amorth revela que en muchos casos de posesión maligna, suceden entre mortales que acuden a la magia blanca, juzgando que no es perversa y que no apela a las fuerzas del mal. Gabriele Amorth reprocha los valores exhibidos por J. K. Rowling, en algunos de los libros de su saga, en los que engañar en provecho personal no está mal.

Harry es desdichado y mezquino por el trato que recibe, y la única euforia es su mundo quimérico en Hogwarts, donde se puede cultivarse con sus compañeros, hechiceros. Por el contrario, cada mortal del cosmos está caracterizado como majadero, y corporalmente asqueroso.
Harry Potter y sus compañeros se educan sistemáticamente en todos los meandros del auténtico satanista sin penar ningún sufrimiento. ¿Es éste el mensaje que desea que su hijo obtenga de los libros de Harry Potter?

martes, 26 de junio de 2018

Los católicos tibios están en el centro del Infierno


Los católicos tibios, mediocres, a los que les da vergüenza hacerse notar como cristianos públicamente, ocupan el centro del Infierno.
Los jóvenes católicos que ni confiesan ni comulgan y hacen de la maldición su forma de hablar, si no se arrepienten, se condenan irreversiblemente.

Otra vez, el Señor y yo fuimos al infierno. Jesús me dijo, “Mi hija, tu naciste para este propósito, para escribir y contar lo que te he dicho y enseñado. Pues estas cosas son fieles y verdaderas. Yo te he llamado para decirle al mundo por medio de ti que hay un infierno, pero yo he preparado un medio de escape. Yo no te enseñaré todas las partes del infierno. Hay cosas escondidas que yo no te puedo revelar. Pero te enseñaré mucho. Ahora, ven y ve, los poderes de las tinieblas y su fin.”
Regresamos otra vez al vientre del infierno y comenzamos a caminar hacia una pequeña apertura. Me puse a mirar por donde estábamos entrando y encontré que estábamos en una repisa cerca de una celda en el centro del infierno. Nos paramos delante de una celda en la cual estaba una hermosa mujer. Sobre la parte alta de la celda estaban las iniciales “A.C.”
Escuché a la mujer que dijo, “Señor, yo sabía que un día vendrías. Por favor déjame salir de este lugar de tormento.”
Ella estaba vestida con la ropa del tiempo antiguo y era muy hermosa. Yo sabía que había estado aqui por muchos siglos y no podía morir. Su alma estaba en tormento. Comenzó a jalar las barras y a llorar. Suavemente Jesús dijo, “Sea la paz.” El le habló a ella con tristeza en su voz. “Mujer, tu sabes porqué estás aquí.”
“Si,” dijo ella, “pero yo puedo cambiar.” Yo me acuerdo de tus palabras de salvación. Ella exclamó, “Yo seré buena ahora y te serviré.” Ella apretó las barras de la celda con sus pequeños puños y comenzó a gritar, “Déjame salir! Déjame salir!”
Después de eso, comenzó a cambiar delante de nuestros ojos. Su ropa se comenzó a quemar. Su carne se le cayó y todo lo que quedo fue un esqueleto negro con unas cuencas quemadas en vez de ojos y un cascarón hueco por alma. Yo miré con terror mientras la mujer anciana caía en el suelo. Toda su belleza desapareció en un momento. Se me estremeció el entendimiento al pensar que ella había estado aquí desde antes del nacimiento de Jesús.
Jesús le dijo, “Tú sabías en la tierra cual sería tu fin. Moisés te dio la ley y tu la escuchaste. Pero en vez de obedecer mi ley, escogiste ser un instrumento en las manos de satanás, una adivina y una bruja. Tu enseñaste el arte de la brujería, amaste las tinieblas en vez de la luz, y tus obras eran malas.
Si te hubieras arrepentido de corazón, mi Padre te hubiera perdonado. Pero ya es muy tarde,” le dijo El.
Con tristeza y gran pena en nuestros corazones, nos apartamos de ella. Nunca terminará su dolor y sufrimiento. Mientras nos alejábamos, sus manos delgadas trataron de alcanzarnos. “Mi hija,” dijo el Señor, “Satanás usa muchas artimañas para destruir hombres y mujeres buenas. El trabaja día y noche, tratando de conseguir que la gente lo sirva.”
Si usted fracasa en escoger servir a Dios, Ud. ha escogido servir a satanás. Escoja la vida y la verdad lo hará libre.
Después de caminar una corta distancia, nos paramos delante de otra celda. Escuché la voz de un hombre que llamaba, “ ¿está ahí? ¿uien está ahí?” Yo me pregunté la razón por la cual llamaba.
Jesús dijo, “El está ciego.”
Escuché un sonido, y miré a mi alrededor. Delante de nosotros estaba un demonio grande con alas largas que parecían estar rotas. El pasó sin mirarnos. Yo me paré cerca de Jesús.
Nos paramos juntos a mirar al hombre que había hablado. El también estaba en una celda y nos daba la espalda , el tenía la forma de un esqueleto en fuego y tenía el olor de muerte sobre él. Daba golpes en el aire y gritaba “Ayúdenme, alguien, ayúdenme.”
Jesús dijo tiernamente, “Hombre, sea la paz.” El hombre se volvió y dijo, “Señor, yo sabía que vendrías por mi. Yo me arrepiento ahora. Por favor déjame salir. Yo se que fui una persona horrible y que usé mi minusvalía para ganancias egoístas. Yo se que fui un brujo y que engañé a muchos para satanás. Pero Señor, yo me arrepiento. Por favor déjame salir.
Dia y noche soy atormentado en estas llamas, no hay agua. El exclamó, tengo mucha sed, no me puedes dar una poco de agua.” El hombre seguía llamando a Jesús, mientras nos alejábamos. Yo miré hacia atrás con tristeza.
Jesús dijo, “Todos los hechiceros y obradores de maldad tendrán su parte en el lago que arde con fuego y azufre. Esta es la segunda muerte.”
Llegamos a otra celda que estaba ocupada por otro hombre. El dijo, “Señor, yo sabía que tu vendrías a soltarme. Me he arrepentido hace mucho tiempo.” Este hombre, también era un esqueleto lleno de llamas y gusanos.
“Oh hombre, estás todavía lleno de mentiras y de pecado. Yo sé que tu eras un discípulo de satanás, un mentiroso que engañaste a muchos. La verdad nunca estaba en tu boca y la muerte fue siempre tu recompensa. Tu escuchaste mis palabras muchas veces y te burlaste de mi salvación y mi Santo Espíritu. Tu mentiste toda tu vida y no me escuchaste. Tu eres de tu padre el diablo. Todos los mentirosos tendrán su parte en el lago de fuego. Tu has blasfemado contra el Espíritu Santo.”
El hombre comenzó a maldecir y a decir muchas cosas malas en contra del Señor. Seguimos hacia adelante. Esta alma estaba perdida para siempre en el infierno.
Jesús dijo, “todo el que quiera puede venir en pos de mi, y el que pierde su vida por mi causa encontrará vida, y vida en abundancia. Pero los pecadores tienen que arrepentirse mientras están vivos en la tierra; es muy tarde para arrepentirse cuando llegan aquí. Muchos pecadores quieren servirle a Dios y a satanás o se creen que tienen tiempo ilimitado para aceptar la gracia que ofrece Dios. Los verdaderamente sabios escogerán hoy a quien servir.”
Pronto llegamos a la próxima celda de donde salió un grito desesperado de dolor, miramos y vimos el esqueleto de un hombre acurrucado en el suelo. Sus huesos estaban negros del fuego y su alma por dentro era de un color gris sucio. Observé que le faltaban partes de su cuerpo a donde subían humo y llamas. Los gusanos se arrastraban dentro de él.
Jesús dijo, “Los pecados de este hombre fueron muchos. El fue un asesino y tenía odio en su corazón. El no se quería arrepentir o aún creer que yo lo perdonaría. Si solamente hubiera venido a mí.”
Le pregunte al Señor, “ quieres decir que él pensó que tu no lo perdonarías de su homicidio u odio?”
“Si,” dijo Jesús, “Si solamente hubiera creído y venido a mí, yo le hubiera perdonado todos sus pecados, grandes y pequeños. Por el contrario, el continuó pecando y murió pecando. Por eso es que está donde está hoy. Le dieron muchas oportunidades para que me sirviera, para que creyera el evangelio, pero él rehusó. Ahora es muy tarde.
La próxima celda a la cual llegamos estaba llena de un terrible olor. Yo podía escuchar los gritos de los muertos y sus ayes de remordimiento en todo lugar. Me sentí tan triste que estaba casi enferma. Yo decidí que iba a hacer todo lo que pudiera para decirle al mundo sobre este lugar.
La voz de una mujer dijo, “Ayúdame.” Miré a un par de ojos reales, no las cuencas quemadas que eran señal de haberse quemado. Yo estaba tan triste que me dió escalofrío y sentí una gran pena y dolor por esta alma. Quería intensamente sacarla de la celda y correr con ella. Ella dijo, “Es tan doloroso, Señor, yo haré lo correcto ahora. Yo te conocí una vez y tu eras mi Salvador.” Sus manos apretaron las barras de la celda. “ Porqué no quieres ser mi Salvador ahora?” Grandes pedazos de carne en fuego caían de ella y solamente sus huesos apretaban las barras.
“Tu hasta me sanaste de cáncer,” dijo ella. “Tu me dijiste que me fuera y no pecara más, no sea que me viniera algo peor. Yo traté, Señor; Tu sabes que traté. Yo hasta traté de testificar en tu nombre. Pero Señor, pronto aprendí que los que predican tu palabra no son populares. Yo quería que la gente me quisiera. Lentamente regresé al mundo y la concupiscencia de la carne me devoró. Los clubs nocturnos y las bebidas alcohólicas se hicieron mas importante que tú. Perdí el contacto con mis amigos cristianos y pronto me encontré siete veces peor de lo que estaba antes.
Y aunque llegué a ser amante sexual de hombres y mujeres, no era mi intención perderme. Yo no sabía que estaba poseída por satanás. Todavía sentía tu llamamiento en mi corazón que me arrepintiera y fuera salva, pero no quise. Seguí pensando que todavía tenía tiempo. Mañana regresaré a Jesús, y El me perdonará y me libertará. Pero yo esperé demasiado y ahora es demasiado tarde,” exclamó ella.
Sus ojos tristes se derramaron cono fuego. Y desapareció. Yo grite y me apoyé de Jesús. Yo pensé, “Oh Señor, cuán fácil pude yo o uno de mis seres queridos, haber sido como ella! Por favor pecadores, despierten antes que sea muy tarde.
Caminamos a otra celda. En esta había otro hombre con una forma de esqueleto y un alma por dentro de color gris. Gritos de dolores agudos y remordimiento salían de este hombre, que yo sabía que jamás los olvidaría.
Jesús dijo: “Mi hija, muchos de los que van a leer este libro lo van a comparar con una historla de ficción o a una película que han visto. Dirán que esto no es verdad. Pero tu sabes que estas cosas son verdaderas. Tu sabes, que el infierno es real, pues yo te he traído aquí muchas veces por mi Espíritu. Yo te he revelado la verdad para que des testimonio de ella.”
Alma perdida, si no te arrepientes y te bautizas y crees en el evangelio de Jesucristo, seguramente que éste será tu fin.
El Señor dijo, “Este hombre está aquí debido a su rebelión. El pecado de rebelión es como el pecado de hechicería. Es más, todos los que conocen mi Palabra y mis caminos y han escuchado el evangelio y todavía no se arrepienten, están en rebelión contra mi. Muchos están en el infierno hoy debido a este pecado.”
El hombre le dijo a Jesús, “Una vez pensé en hacerte el Señor de mi vida, pero, no quería caminar por tu camino angosto y derecho. Yo quería el camino ancho. Era mucho más fácil servir al pecado. Yo no quería tener que ser justo. Yo amaba mis maneras pecaminosas. Yo deseaba beber alcohol y hacer las cosas de este mundo más que obedecer tus mandamientos. Pero ahora quisiera haber escuchado a los que me enviaste. Al contrario, hice lo malo y no quise arrepentirme.” Grandes sollozos estremecieron su cuerpo, mientras gritaba de remordimiento. “Por años he sido atormentado en este lugar. Yo se lo que soy y se que jamás saldré de este lugar. Soy atormentado día y noche en estas llamas y estos gusanos. Yo lloro, pero nadie viene a ayudarme. Nadie se interesa por mi alma aqui —nadie se interesa por mi alma.”
Se cayó al piso y continuó llorando.
Jesús exclamó, “Padre mío, Padre mío ten misericordia.”
Caminamos hacia otra celda. Una mujer estaba sentada quitándose los gusanos de sus huesos. Ella comenzó a llorar cuando vió a Jesús “Ayúdame Señor,” dijo ella. “Yo seré buena. Por favor, déjame salir.” Ella, también se paró y apretó las barras de la celda. Yo sentí gran pena por ella. Mientras ella lloraba, sus sollozos estremecieron su cuerpo.
Ella dijo, “Señor, cuando yo estaba en la tierra, yo adoré al dios de los hindúes y muchos ídolos. Yo no creí en el evangelio que los misioneros me predicaron, aunque lo escuché muchas veces. Un día morí, yo clamé a mis dioses para que me salvaran del infierno —pero no podían. Ahora, Señor, yo deseo arrepentirme.”
Jesús Le dijo, “Ya es muy tarde.”
Las llamas la cubrieron, mientras nosotros seguíamos hacia adelante; todavía sus gritos se sienten en mi alma. Satanás la engañó.”
Con tristeza en su voz, Jesús dijo, “Ven, regresaremos mañana. Ya es hora de irnos.”


Del libro de Mary K Baxter "Una visión divina del Infierno"
ella es una protestante a la que Jesús le dio la misión de divulgar la existencia del Infierno y del Cielo.

lunes, 11 de junio de 2018

“En el aborto y el Yoga existe acción del demonio”


Por Almudena Martínez-Bordiú | 05 diciembre, 2015
Dos nuevos exorcistas han confirmado las publicaciones anteriores del ahora Papa emérito Benedicto XVI respecto a este asunto.
Aunque los últimos Papas han insistido en lo valioso que es practicar exorcismos, cuando corresponde; a menudo el ministerio del exorcista enfrenta dificultades, tanto al interior de la Iglesia como desde el mundo. Para conocer más a fondo este tema, Portaluz  ha entrevistado a dos experimentados exorcistas de Estados Unidos, los sacerdotes Vincent Lampert y Gary Thomas. Vincent Lampert es exorcista en la archidiócesis de Indianápolis. Tiene diez años de experiencia tratando con lo demoniaco, y ha dado numerosas conferencias sobre esta realidad espiritual que invade también la dimensión física y ambiental de las personas. Por su parte, Gary Thomas es el exorcista de la diócesis de San José (California). Su aprendizaje en 2005 en Roma, con p. Gabriele Amorth, daría argumentos al thriller cinematográfico del año 2011 titulado “El rito” y protagonizado por Anthony Hopkins.

¿Cómo se iniciaron en el ministerio del exorcismo?
-Lampert: No es algo que yo buscara. En 2005 mi obispo me encargó este ministerio porque quería un sacerdote que creyese en la realidad del demonio, pero que no corriese a aceptar que cualquiera que acudiese a él estaba realmente poseído. Un exorcista está entrenado de muchas formas para ser, antes que nada, escéptico. Tuve la suerte de formarme con un experimentado exorcista en Roma durante un periodo de tres meses en 2006 y de asistir a 40 exorcismos.
Yo no busqué de ninguna manera este cargo, más bien simplemente “me llegó”. Al principio, en febrero de 2005, mi obispo le pidió a mi mejor amigo que fuese exorcista. Era un candidato fantástico y habría sido un magnífico exorcista por sus cualificaciones académicas y sus talentos personales. Sin embargo, tras discernirlo, decidió declinar la invitación y me informó. Yo simplemente dije: “Yo podría ser el exorcista”… y el resto es historia. Él informó al obispo con mi autorización y fui enviado a Roma, donde recibí el curso de exorcismos del seminario Regina Apostolorum. Durante ese tiempo, practiqué con un exorcista italiano durante tres meses y medio, durante los cuales tuve tiempo para rezar, estudiar y aprender este ministerio.

¿Está creciendo la actividad demoníaca?
Sí, aunque el incremento de la actividad demoníaca no es meramente porque el demonio lo esté “haciendo mejor”, sino también porque hoy más gente quiere jugar su juego mediante actividades que abren la puerta al mal en sus vidas.¿Cuáles son los indicadores clave en la sociedad actual? Por ejemplo, ¿hay algo diabólico en el aborto?

PUBLICIDAD

-Thomas: El aborto es una puerta abierta al demonio porque implica la destrucción de un ser humano inocente. La nueva ley en California que legaliza el suicidio asistido es también una puerta de entrada por la misma razón. Este declive de la moralidad crece rápidamente y ofrece a Satanás la oportunidad de poner un pie en la vida familiar. No creo que la mayoría de los partidarios del “derecho a decidir” se den cuenta de esto. Es parte de la seducción de Satanás, que oculta su presencia en estas “decisiones”.
-Lampert: Cualquier cosa que ataque la vida humana debe considerarse diabólico, porque la persona humana es creada a imagen y semejanza de Dios. Dicho esto, siempre hay que distinguir entre el mal como una acción de nuestro libre albedrío y el mal que es resultado de la actividad demoniaca.
¿Advierten ustedes contra la meditación oriental, como el yoga?
-Lampert: La cuestión no son los beneficios que produzcan los ejercicios de yoga. El problema está en las llamadas a energías, espíritus o fuerzas que se hacen durante esas prácticas.
-Thomas: Cuando alguien que practica yoga reconoce y llama a espíritus o energías, vinculados a determinados ejercicios, esto produce serios problemas. Lo sé por experiencia, porque he tenido gente que era ferviente practicante de yoga que vino a mí con problemas cuando rindieron tributo a los dioses vinculados a los movimientos del yoga. ¿Qué produce la implicación demoniaca? ¿Qué debe evitarse?
-Thomas: Las tablas de ouija, la magia negra, las sesiones espiritistas, los videojuegos violentos, el Charlie Challenge, las cartas del tarot y cualquier instrumento que pueda congregar a algún tipo de espíritu evitando a Dios en la forma que sea.
-Lampert: La gente puede pensar que estas cosas son sólo diversiones y entretenimientos, pero la verdad es que coquetean con el mal y pueden meterlos en problemas.
-Thomas: También la pornografía y las drogas pueden abrir puertas a lo demoníaco, especialmente algunas drogas como la cocaína o las metanfetaminas. En algunos casos se les añaden maleficios para que sean más adictivas.Maleficios, hechizos, rituales satánicos y magia negra: ¿suceden hoy o son sólo viejas supersticiones?
-Thomas: Sí, hay gente que sabe cómo hacer hechizos y magia de esa clase.
-Lampert: Estas cosas son todas reales. Pienso que sólo son eficaces si somos débiles en nuestro compromiso con Dios. No podemos controlar lo que hace otra persona, ni siquiera si nos hacen un mal de ojo. Pero podemos convertir sus acciones en insignificantes poniéndonos la armadura de Dios.¿Cuál es la mejor defensa contra las fuerzas del mal?
-Thomas: Hay cuatro medios ordinarios de protección contra el Demonio: una vida de oración, una vida de fe, una vida moral y una vida sacramental. Haz todo eso y te habrás construido la armadura de la Fe contra las fuerzas del infierno.
-Lampert: La mejor defensa contra el demonio es dedicarnos devotamente a las cosas de Dios y pensar en los aspectos positivos de la vida: “Todo lo que es verdadero y noble, todo lo que es justo y puro, todo lo que es amable y digno de honra, todo lo que haya de virtuoso y merecedor de alabanza, debe ser el objeto de vuestros pensamientos” (Filipenses 4, 8).
Muchos hoy en Estados Unidos (incluso en la jerarquía de la Iglesia) son escépticos sobre la existencia de los demonios y el ministerio del exorcismo. Como exorcistas cualificados y experimentados, ¿qué dicen a esto? -Lampert: Mucha gente dentro y fuera de la Iglesia considera la práctica del exorcismo pasada de moda. Sin embargo las Escrituras incluyen numerosos relatos del choque entre el Reino de Dios y el reino de Satanás. El nombre de “Jesús” significa “Dios salva”. Si negamos la realidad del malvado, entonces negamos la necesidad de que Cristo sea nuestro Salvador. -Thomas: Lea los Evangelios: Cristo practicó exorcismos y los demonios le reconocieron.   ¿Ha cambiado la actitud en la Iglesia en los últimos años? -Thomas: Hay muchos católicos que no creen en la personificación del mal, esto es, en Satanás y en el ámbito demoníaco. En la Iglesia postconciliar la definición de pecado se desfiguró y el concepto del mal personificado se convirtió en algo vago; y esto en numerosos ámbitos de la Iglesia, incluyendo los seminarios, donde dejó de insistirse en la escatología y en sus temas relacionados. Sin embargo, creo que ha habido un cambio en los últimos años, hay más sacerdotes que creen en la personificación del mal. Desde 2011 la Iglesia en Estados Unidos ha quintuplicado el número de los exorcistas conocidos, principalmente porque los obispos reciben muchísimas solicitudes de investigación de actividad demoníaca. La influencia demoníaca se divide en dos categorías: ordinaria y extraordinaria. La influencia ordinaria puede describirse como la tentación normal, y la influencia extraordinaria se divide en cuatro categorías principales: infestación, vejación, obsesión y posesión. ¿Pueden describir brevemente las características de cada una de ellas? -Lampert: La infestación describe la presencia del mal asociado a un lugar u objeto específicos. Los demonios pueden atormentar a las personas con ruidos inexplicables, como pisadas, golpes en las paredes, sonido de cadenas, voces misteriosas, gritos y carcajadas. la infestación también incluye desplazamiento de objetos, cuadros que se caen de las paredes, muebles que se mueven, levitación de objetos, etc. La vejación es la acción mediante la cual el diablo y los demonios atacan y hostigan físicamente a las personas mediante cortes o quemaduras, arañazos, punzadas, mordiscos, golpes que dejan cardenales, llagas inflamadas o sanguinolentas, tatuaje de letras en la piel utilizando palabras o signos que pueden mantenerse un tiempo o desaparecer de golpe. La obsesión se refiere a ataques mentales en los cuales los demonios atacan los sentidos externos e internos de alguien. Los demonios atacan los sentidos externos mediante visiones terroríficas o tentadoras, ruidos molestos, cantos blasfemos y obscenos y toques físicos. En cuanto a los sentidos internos, la imaginación puede llenarse de pensamientos o imágenes a la vez terribles y racionalmente absurdas. Como la obsesión cambia de grado, es una de las más difíciles de probar, más que la vejación e incluso que la posesión demoniaca. Durante la posesión, los espíritus diabólicos o malignos toman el control del cuerpo de la persona, de modo que la persona se ve incapaz de actuar. Los demonios pueden controlar todo el cuerpo, haciendo que el individuo hable, camine o haga gestos obscenos. Quienes sufren una posesión demoniaca pueden perder total o parcialmente la conciencia de lo que está sucediendo. ¿Pueden los demonios leernos el pensamiento? -Lampert: Los demonios no saben lo que estamos pensando. Son criaturas inteligentes que pueden utilizar su razón para deducir lo que podemos estar pensando o cómo podríamos actuar. Sólo Dios conoce la mente de las personas. Un escéptico podría decir que quien padece una obsesión o posesión realmente sufre problemas mentales. ¿Cómo los distinguen? -Thomas: Un exorcista está entrenado para ser, ante todo, escéptico. Yo consulto con profesionales para descartar causas naturales antes de dar un paso hacia las preternaturales. Cuento con un médico generalista, un psiquiatra y un psicólogo clínico a quienes consulto caso por caso. Todo depende de las circunstancias. Hay indicadores clave de implicación demoniaca: aversión a los sagrado, fuerza física desproporcionada, conocimiento de cosas ocultas, dominio de lenguas extranjeras desconocidas por la persona (incluidos latín y griego), espuma en la boca y movimientos del cuerpo de tipo epiléptico sin ninguna clase de estimulación. -Lampert: Antes de confirmar la implicación demoniaca, un exorcista consulta con expertos en salud mental y médica para valorar el caso. Busca cualquier posible causa física o mental que explique lo que está sucediendo. He aquí el protocolo que se sigue antes de practicar un exorcismo: ·Examen físico riguroso por un médico cualificado, consultándose a especialistas si es necesario. ·Examen psicológico riguroso por un psicólogo clínico cualificado o un psiquiatra. ·Historial de contacto con demonios, satanismo, lo oculto, brujería o cualquier rito de religiones orientales que cultiva la relación con “dioses” y “diosas”. ·Normalización de la vida espiritual y sacramental del energúmeno. ·Listado de los signos extraordinarios de posesión del Ritual de Exorcismos. ·Conformidad con la legislación diocesana y los procesos canónicos. ·Redacción de una carta al obispo sobre la necesidad de un exorcismo mayor. ¿Puede describir el proceso de un exorcismo? -Lampert: Primero me preparo a mí mismo confesándome, celebrando misa y dedicando un tiempo a la oración. Luego decido dónde tendrá lugar el exorcismo. Siempre elijo un lugar sagrado. Los pasos son los siguientes. El rito empieza con aspersión de agua bendita, seguida de la recitación de las letanías de los santos, salmos, Evangelios, el Credo de los Apóstoles y la renovación de las promesas del bautismo. Después de bastantes oraciones, a la persona afectada se le muestra un crucifijo, que representa la victoria de Cristo sobre el diablo. Siguiendo nuevas oraciones del exorcismo, se le ordena al diablo, en el nombre de Cristo, que salga de la persona atribulada. ¿Cuáles son las manifestaciones más extremas de posesión de las que han sido testigos? -Lampert: He visto cosas como fuerza sobrehumana, ojos en blanco, gritos y carcajadas descomunales, voces sobrenaturalmente altas o bajas, espumarajos por la boca, olor nauseabundo, dislocación de la mandíbula y levitación. ¿Levitación? -Lampert: Sí, durante un exorcismo en Roma, el demonio se agitó mucho durante las oraciones de liberación. Los golpes violentos y las obscenidades continuaron hasta que todo se calmó y la poseída empezó a elevarse en su silla. Esta manifestación la hizo el demonio en un intento de interrumpir la oración y atemorizar a quienes estaban en la habitación. -Thomas: Yo he tenido personas que conocían lenguas extranjeras que antes desconocían, ataques físicamente violentos pese a las sujeciones, movimientos de culebra, rostro de serpiente durante las oraciones de liberación y rechazo virulento a la Eucaristía. ¿Creen los demonios en la Eucaristía? -Thomas: Por supuesto, los demonios creen en la Presencia Real y con frecuencia muestran una aversión violenta y dramática a ella. ¿Cuánto dura una posesión? ¿Basta con un exorcismo? -Thomas: Las posesiones pueden durar años o incluso periodos de tiempo enteros, según la situación del individuo y su estilo de vida. Rara vez “basta” con un exorcismo, porque normalmente hay varios demonios con una jerarquía organizada. Un exorcismo prolongado parece algo agotador. ¿Cómo se relajan después de algo así? -Lampert: ¡Busco el Dairy Queen (restaurante de comida rápida) más cercano! ¿Pueden infestarse otros objetos inanimados? -Thomas: Por supuesto. Hace un par de años, un conocido mío compró una figura de un hada en una librería New Age. Tras experimentar numerosas y extrañas molestias en su casa, aconsejé a la familia que tirasen todo lo que hubiesen adquirido en esa tienda. Al ir a tirar esa imagen, se hizo añicos, apareciendo un mini-amuleto satánico de un sacerdote sin cabeza con sus manos pegadas a un altar. Nunca había visto nada tan repulsivo y grotesco. En cuanto los objetos fueron bendecidos y tirados a la basura, las molestias cesaron. ¿Alguna vez han tenido miedo? -Thomas: No, debo ser especial porque nunca tengo miedo. Soy humilde y muy respetuoso con el mal personificado, porque sin Nuestro Señor no tengo ninguna oportunidad, pero con Él no tengo nada que temer. Portaluz
(https://infovaticana.com/2015/12/05/exorcistas-senalan-que-en-el-aborto-y-el-yoga-existe-accion-del-demonio/)

Un demonólogo explica: ‘Los demonios son seres que viven llenos de tristeza y de rabia’



Por Almudena Martínez-Bordiú | 20 agosto, 2016
Los demonios tiemblan y temen solamente “ante lo que representa, bien sea el misterio de la redención de Cristo en la cruz, o bien sea el misterio de santidad que es la Virgen María”, señala el sacerdote y experto en Demonología José Antonio Fortea.

Portaluz– El sacerdote José Antonio Fortea es un hombre de oración, estudioso de la Sagrada Escritura, conocido experto en Demonología, cuyos libros y reflexiones -que difunde desde plataformas digitales- abren reflexión y juicio que colabora a la salvación.

De tiempo en tiempo, tal como ha hecho con Portaluz en un par de ocasiones, concede algunas entrevistas que forman en algunas verdades de la fe.

PUBLICIDAD

Hace algunos días el periódico Presencia de la diócesis de Ciudad Juárez (México) publicó una reciente entrevista al sacerdote, donde padre Fortea insiste en recordar a los lectores fiarse del amor omnipotente de Dios en lugar de temer al demonio… “demasiada gente piensa que el demonio tiene más poder del que realmente tiene. Desgraciadamente la gente se fija más en el poder que pueda tener el demonio a través de la brujería, más que en la confianza en Dios que nos provee”.


… ¿Por qué cree usted que está resurgiendo el tema del demonio en la vida de la Iglesia, un tema del que no se habló durante muchos años?
Sin ninguna duda el peor momento para esto y para tantas otras cosas fue en Europa… Fue en Europa entre los años 70 y 80. En esas décadas uno se encontraba con profesores de teología, por supuesto también sacerdotes, que negaban los milagros de Cristo, algunos incluso llegaron a negar la historicidad de la resurrección y ya quedaba más bien simbólico. Esa época sin ninguna duda fue la peor.

¿Por qué dice que la peor? 
Bueno porque en los años 70 y 80 hubo muchos teólogos que cayeron en una verdadera destrucción de los dogmas diciendo que en realidad los estaban reinterpretando, pero eso era falso era una destrucción de los dogmas.

¿Y el demonio se aprovechó de esto? 
Sí,  sí, el demonio se aprovechó y los puntos son muy claros. Solamente hay que ver la cantidad de Seminarios que se vaciaron, la cantidad de sacerdotes que se secularizaron,  fue una época muy oscura, muy oscura y ese mal dentro de la Iglesia ayudó mucho a la secularización que ahora estamos padeciendo. Después del pontificado de Juan Pablo II eso se fue poco a poco resolviendo, pero costó mucho.



…¿Por qué un ente inteligente del inframundo puede manifestarse a través de los cuerpos de las personas, provocándoles malestares físicos y psicológicos, incluso enfermedades y desgracias? ¿Hasta dónde llega el poder del Maligno?
Esos seres sabemos que lo pueden hacer porque lo dice la Biblia, entonces para una persona de fe eso ya tiene que ser razón suficiente. Dice la Biblia, esta continuidad con la tradición de los judíos y en armonía  a lo que pensaban los pueblos alrededor de los judíos, tanto los griegos, los romanos, como los persas sí que sabían que había entidades malignas que podían poseer algunas personas y así se ha seguido creyendo en Europa y en todos los demás pueblos del mundo hasta la segunda mitad del siglo 20, en que alguien dijo, no todas son enfermedades. Bueno, que alguien dijera que era una enfermedad, se dijo antes, ya en el siglo 19, pero eso se extendió la segunda mitad del siglo 20 y ¿hasta dónde llega el poder del demonio?, bueno, en los procesos normalmente no va más allá de una tentación muy fuerte y continua: hay la tristeza, la desesperación, es falta de alegría, de algo, de ilusión es como una losa y pesa sobre ellos.

¿Y los lleva a hacer cosas malas? 
Lo que sucede es que aunque uno esté poseso, salvo en los momentos en que durante el exorcismo el demonio habla a través de ellos y los mueve, el resto del tiempo uno es libre, o sea, uno puede estar bajo esa losa que supone tenemos en el cuerpo, el intruso te martillea la cabeza, los pensamientos, pero uno es libre. No es que el demonio obra a través de tí como quiere. Esa crisis en que habla a través de ella y hace cosas, sucede normalmente sólo en el exorcismo.



El libro del Génesis nos dice que Satanás actuó como tentador de nuestros primeros padres en el Paraíso apartándolos de Dios y precipitándolos en el pecado. En la vida de Jesucristo aparecen personas poseídas que son liberadas por el Señor. Algunos no creen en la existencia del diablo y ven, en este personaje, un símbolo del mal y no un ser personal inteligente. ¿Podría entenderse la Historia de la salvación prescindiendo de esta oscura figura?
Sí, se podría. Dios habría escrito toda la Biblia hablando de una caída en el Edén, hablando de los pecados de Israel, con Jesús que solamente hubiera ayudado al pobre, curado al enfermo, un Nuevo Testamento que hubiera hablado sólo de la gracia y de las necesidades de esforzarnos en la lucha contra el pecado. La figura del demonio es prescindible. Ahora bien, de hecho Dios nos ha dicho que existe, o sea, los seres humanos podrían haber muerto y haber descubierto en el más allá que había ángeles y demonios si Dios nunca hubiera hablado de ellos en su Palabra, pero de hecho Dios nos ha dicho que tanto en un ángel llegó y el mundo demoníaco existe, entonces tenemos que aceptar su Palabra.  Sin embargo hay otras cosas que no son prescindibles, hay cosa que sí son esenciales en un mensaje cristiano, por ejemplo la gracia, por ejemplo la redención, por ejemplo la encarnación, la Iglesia. Hay muchas cosas que son esenciales, y no se puede prescindir de ellas salvo que ya se distorsione todo el mensaje cristiano.

PUBLICIDAD

…El diablo es un ser personal que Dios amó en los albores de la creación y que, según la Biblia y Tradición de la Iglesia, se rebeló contra Dios. Su pecado, enseña la Iglesia, no tuvo perdón. ¿Cómo se concilia la misericordia de Dios con el infierno? ¿Será que al final de la historia, el infierno estará vacío y todos seremos perdonados, demonio incluido?
Eso también podría suceder, si no fuera porque Dios nos ha dicho que no va a suceder. O sea, esa posibilidad de un perdón universal al final, y en el final él queda condenado, pudiera haber sido una opción posible dentro de la historia. La cuestión es que Dios nos ha dicho, que nos ha revelado de forma expresa que al final, dice el Apocalipsis, será arrojado el diablo y sus ángeles al lago de fuego, donde arderán por los siglos de los siglos. Por lo cual, pues eso es revelación. Del mismo modo Jesús también tiene bastantes parábolas en que se habla de una condenación final, entonces de hecho Dios ya ha hablado y ha dicho que hay algunas almas cuyo destino será no ver a Dios.



Muchas personas consultan magos, curanderos y brujos buscando remediar sus problemas por esta falsa vía, que es la (llamada) magia blanca. Otros buscan dañar a otras personas invocando el poder de los demonios en lo que se conoce como magia negra. ¿Qué tan efectivo es un maleficio para provocar daños? ¿Funciona toda la brujería provocando los efectos que se persiguen? 
Sobre este tema, cuando yo empecé como exorcista me auxilié de los exorcistas que había leído, de lo que me habían dicho ellos mismos en la reuniones, y ellos me decían que el maleficio funcionaba, así que pues yo repetí lo que me habían dicho cuando alguien me preguntaba. Ya después, con los años de experiencia, pasé a una segunda fase en la que cada vez más fui más escéptico respecto a este punto. Porque siempre los exorcistas dicen que el maleficio funciona, porque así lo dicen los demonios durante el exorcismo, pero no tenemos tampoco más pruebas. Total, durante no pocos años fui cayendo en posiciones cada vez más escépticas respecto al poder del maleficio. Sin embargo, desde hace ya más de diez años tuve algunas experiencias, algunos relatos de personas que habían pasado por maleficios, y en las que yo sí que tengo plena confianza, de primera mano, ellos mismos como testigos me contaron cosas que me hicieron de nuevo reconsiderar todo este asunto. Ahora mismo mi posición sobre esto es que aunque no hay ningún problema teológico en admitir la acción del demonio cuando se le invoca, sin embargo no debemos caer en un temor excesivo. Una cosa es que sea posible y otra cosa es que eso suceda siempre. Yo pienso que alguna vez Dios puede permitir una acción extraordinaria del mal para que sus hijos, buscando el remedio, vayan al bien. Esa es mi opinión, que excepcionalmente Dios puede permitir una acción demoniaca extraordinaria con un fin bueno, porque todo el mal que Dios permita es para bien, yo lo entiendo perfectamente. Incluso a sacerdotes que no creen que algún maleficio tenga alguna efectividad los entiendo, porque yo he sido bastante de esa opinión. Sin embargo, la experiencia me ha llevado a ver que hay casos en que hay la sensación de que Dios hace excepciones, quizás para que los hijos de Dios puedan entrever un poco hasta dónde llega el poder de las tinieblas.
Sin embargo reconozco que demasiada gente está muy obsesionada con este tema, demasiada gente piensa que el demonio tiene más poder del que realmente tiene. Desgraciadamente la gente se fija más en el poder que pueda tener el demonio a través de la brujería, más que en la confianza en Dios que nos provee.
De tal manera que en muchas de mis conferencias, el mayor propósito que yo he tenido es tratar de inculcar a la gente un poco de paz, confianza en el Señor, que no estén todo el tiempo pensando en este tipo de cosas, que no podemos vivir anidando esos temores en nuestros corazones nosotros que hemos renacido a la gracia, que hemos renacido en la vida a Cristo. La gente que tiene poca fe es siempre la que tiene más temor a los maleficios. Un hombre que verdaderamente vive en el mensaje de Cristo confía en un Dios protector.

Cuando celebramos el sacramento del Bautismo, la unción con el óleo de los catecúmenos va acompañada de una oración de exorcismo para proteger al bautizado de las asechanzas del demonio. Se nos advierte que la vida será un combate espiritual donde Satanás será el enemigo. ¿A qué le tiene el diablo más temor? ¿Cuál es el mejor antídoto contra sus insidias y trampas?
Creo que el demonio es como el Leviatán que aparece en el libro de Job. De hecho el Leviatán en este libro es una figura que simboliza a Satanás y en libro de Job se nos dice que el Leviatán no le tiene miedo a nadie. Es cierto, el diablo no tiene miedo ni a Dios. Sin embargo, Dios lo contiene, Dios le ata, Dios le impide hacer cosas, pero el demonio no le tiene miedo a nada, lo cual no es obstáculo para que en un exorcismo, en un momento dado se le enseñe un crucifijo o una imagen sagrada, y en ese momento se llene de temor, de pánico, de horror ante lo que representa, bien sea el Misterio de la redención de Cristo en la cruz, bien sea el Misterio de santidad que es la Virgen María. Pero aunque haya momentos de temor en los demonios, durante los exorcismos, los demonios de por sí son seres que ya no le tienen temor a nada, simplemente viven llenos de tristeza y de rabia.

¿Y entonces cual sería un antídoto  para evitar sus trampas? 
El antídoto universal para evitar sus trampas indudablemente es seguir el camino de Cristo, más la gente cree que puede evitar todos los problemas con el demonio simplemente con un determinado crucifijo o una determinada medalla. No. Lo que trajo Cristo es inmaterial… no está mal usar medallas y crucifijos, no está mal, yo las bendigo con sumo gusto pero nuestra fe esta puesta en Jesús.



El papa Francisco dijo en alguna entrevista que el demonio estaba enojado con México porque acá se apareció la Madre de Cristo ¿qué opina?
Sí, es cierto, aunque también hay que tomar en cuenta que el demonio odia a todos los hijos de Dios. El demonio tampoco se fija mucho en los países. Para él la división entre países son meras rayas, en un mapa desde el espacio… él lo que ve son las almas.

 ¿Qué es lo que más ha impactado en su experiencia en este ministerio como exorcista? 
Quizás lo que más me ha impactado han sido los casos de niños pequeños, de once años. Me acuerdo ahora de dos casos, de cuando quedan liberados de la acción del demonio, que tienen toda su vida por delante, eso, después de ver esos sufrimientos que pueden llegar casi al límite de lo que pueden aguantar las familias, eso es impagable, eso crea un agradecimiento hacia Dios que permanece toda la vida.

 ¿Hay algún mensaje en especial que quisiera dar a los fieles de la diócesis de Ciudad Juárez, de esta frontera que visitó el papa Francisco hace algunos meses? 
Lo que quiero decirles es que lo único que realmente importan son las almas. Una vez me dijo una voz, a través de una posesa, una cosa muy sorprendente, pero me la dijo sin yo hacerle preguntas, me dijo: ahora comprendo que lo único que importa es Dios y el alma. Todo lo demás es ornato. Ahora entiendo que lo único que realmente importa es Dios y el alma, todo lo demás es ornato.
(https://infovaticana.com/2016/08/20/demonologo-explica-los-demonios-seres-viven-llenos-tristeza-rabia/)

Lectura más que recomendable: PADRE PÍO CONTRA SATANÁS



Por Adoracionyliberacion | 09 junio, 2018
Vicente Montesinos

 SI BIEN ES CIERTO QUE LA VIDA DEL PADRE PÍO HA LLENADO LAS BIBLIOTECAS Y PERIÓDICOS, EN EL SENTIDO DE QUE HA HABIDO MUCHOS LIBROS Y ARTÍCULOS DEDICADOS AL GRAN SANTO DE "SAN GIOVANI", EL TEXTO DE TOSATTI NO ES UN LIBRO MÁS A SUMAR A LA LISTA, SINO UNA INVESTIGACIÓN SOBRE LA LUCHA ENTRE EL PADRE PÍO Y EL DIABLO, ENTRE EL INQUEBRANTABLE FIEL EN SU MISIÓN, Y EL REBELDE A DIOS POR EXCELENCIA.

 Hace algún tiempo que tuve la suerte de leer el libro del vaticanista Marco Tosatti titulado: “Padre Pío contra Satanás”. Y les aseguro que lo leí de un tirón, gracias al estilo utilizado por el autor: el lenguaje periodístico con el que cuenta un duelo tan real como sobrenatural.  Una lucha real, un cuerpo a cuerpo prolongado para toda la existencia terrenal, e incluso más allá, entre un monje y su adversario.

Si bien es cierto que la vida del Padre Pío ha llenado las bibliotecas y periódicos, en el sentido de que ha habido muchos libros y artículos dedicados al gran santo de “San Giovani”, el texto de Tosatti no es un libro más a sumar a la lista, sino una investigación sobre la lucha entre el Padre Pío y el diablo, entre el inquebrantable fiel en su misión, y el rebelde a Dios por excelencia.

La investigación, como aclara Tosatti, fue desarrollada mediante el examen de historias, biografías, testimonios del padre Pío y la Positio, con toda la la cantidad de documentos recogidos para la postulación de la causa del canonización del Padre Pío.

Tosatti también relata otra serie de hechos adyacentes, como el protagonizado por uno de los leales al Padre Pío,  el famoso exorcista de bendita memoria padre Gabriele Amorth que antes de su muerte contaba como Angelo Battisti fue poseído en los últimos años de su vida por el diablo. Son páginas estremecedoras; pero potenciadoras de la fe, sin duda.


Tosatti ha reconstruido hilo por hilo la guerra librada por San Pío contra el diablo, pero, por razones de espacio, “y para no traicionar el espíritu monográfica y específico de esta pequeña obra”, se ha centrado sólo en las apariciones diabólicas experimentados por el Padre Pío, dando da por sentado los éxtasis y las visiones celestiales. Sin embargo, el autor señala que había una estrecha conexión entre las intervenciones divinas y las diabólicas. Es realmente sobrecogedor.

No tiene desperdicio; incluso en sus tramas fianles, cuando, en sus últimas horas de vida, el Padre Pío le dijo a los frailes que estaban en la celda con él: “Dadme el arma”. Y los frailes, sorprendidos e intrigados, le preguntaron: ‘¿Dónde está el arma? ¡No vemos nada! ‘. Y Padre Pio repondió: “¡Está en mi sotana, que ahora cuelga del perchero! Los frailes, después de haber rebuscado en todos los bolsillos de su hábito religioso, le dicen: “¡Padre, no hay arma en su hábito! ¡Solo está la corona del Rosario! ‘ A lo que Padre Pio, inmediatamente concluyó: ‘¿Y eso no es un arma? ¿El arma más real? ‘”.

Apasionante libro que además ahora pueden ustedes adquirir en la Librería de Infovaticana, en el enlace que abajo les dejo. Vale la pena.

 (https://infovaticana.com/blogs/adoracion-y-liberacion/otra-lectura-mas-que-recomendable-padre-pio-contra-satanas/)





ACCESO AL LIBRO
https://tienda.infovaticana.com/?product=padre-pio-contra-satanas

La duración del Purgatorio

Resultado de imagen para almas del purgatorio

La Beata Anne Catherine Emmerich, gran amiga de las benditas ánimas, menciona a almas estuvieron en el Purgatorio por siglos.
.
Al Padre Pio se le preguntó cuánto tiempo permanecería un alma en particular en el purgatorio y respondió: "Por lo menos cien años".
.
El padre Rossignoli relata en su Merveilles du Purgatoire. Un pintor de gran habilidad y vida ejemplar alguna vez había hecho una pintura que no se ajustaba a las estrictas reglas de la modestia cristiana. Era una de esas pinturas que, bajo el pretexto de ser una obra de arte, se encuentran en las mejores familias, y que causa la pérdida de tantas almas. Pronto, sin embargo, renunciando a este estilo pernicioso, se limitó a la producción de cuadros religiosos, o al menos de aquellos que eran irreprochables. 

Por último, estaba pintando un cuadro grande en el convento de los Carmelitas descalzos, cuando fue atacado por una enfermedad mortal.
Sintiendo que estaba a punto de morir, le pidió al Prior que le permitiera ser enterrado en la iglesia del monasterio, y legó a la comunidad sus ganancias, que equivalieron a una considerable suma de dinero, y los encargó ofrecer misas para el reposo de su alma. Murió con sentimientos piadosos, y pasaron unos días, cuando un religioso que se había quedado en el coro después de Maitines lo vio aparecer en medio de las llamas y suspirar lastimosamente.

"¡Qué!" dijo el religioso, "¿tienes que soportar ese dolor, después de llevar una vida tan buena y morir tan santo?" "¡Ay!" contestó él, "es a causa de la imagen inmodesta que pinté hace algunos años. Cuando comparecí ante el tribunal del Juez Soberano, una multitud de acusadores vino a declarar contra mí. Decidieron que se habían excitado por pensamientos impuros y malos deseos por la imagen, trabajo de mi mano. Como consecuencia de esos malos pensamientos, algunos estaban en el Purgatorio, otros en el Infierno. Los últimos clamaron venganza, diciendo que, habiendo sido la causa de su eterna perdición, me merecía, al menos, el mismo castigo. Entonces la Santísima Virgen y los santos a quienes había glorificado con mis imágenes tomaron mi defensa.

Le dijeron al Juez que la desafortunada pintura había sido obra de la juventud, y de la cual se había arrepentido; que lo había reparado después con obras religiosas que habían sido una fuente de edificación para las almas. En consideración de estas y otras razones, el Juez Soberano declaró que, a causa de mi arrepentimiento y mis buenas obras, estaría exento de la condenación; pero al mismo tiempo, Él me condenó a estas llamas hasta que esa imagen fuera quemada, de modo que ya no pudiera escandalizar a nadie. "Si tales son las consecuencias de una imagen inmodesta, entonces, ¿cuál será el castigo más grave por escándalos desastrosos resultantes de libros malos, periódicos malos, malas escuelas y malas conversaciones?


.
Una monja que había logrado liberar a muchas monjas carmelitas del Purgatorio, dijo ¡que la mayoría de ellas había pasado allí desde 30 hasta 60 años! ¡Monjas carmelitas en el Purgatorio por 40, 50 y 60 años! ¿Qué será para aquellos que viven en medio de las tentaciones del mundo y con todos sus cientos de debilidades?



https://tradcatknight.blogspot.com/